14.1.13

15 CONSEJOS CLAVES · Para el futuro turista nacional en el mundo mundial

1- Las tecnologías de scanners y detectores de metales están ampliamente desarrolladas en los aeropuertos. No esconda "morocotas" de Camilo ni moneditas de tres pesos con el Che en los huevos ni matavacas en las tetas, viajar con pérfilos cortantes esta prohibido.

2- En el avión no es recomendable ocupar el baño. Antes del viaje no se empache de arró, frijole y carnepuelco. SI así fuera, no libere disimuladamente ningún "ninja", por respeto al resto de los pasajeros. Aguante compañero, aguante. Y ojo, desde mediados de los 90's no se fuma en la totalidad de las líneas aéreas, así que… a masticar el tabaco.

3- Cuide su porte y aspecto. Para brindar una buena impresión de nuestra amada patria en el exterior, recuerde que las chaquetas "safaris" ya no se usan ni en Angola.

4- Las maletas de palo con candado no son recomendables ya que por su peso limitarán la cantidad de equipaje, tabaco, ron y otros rubros exportables nacionales que usted luego podrá negociar en el mundo mundial.

5- Los sachets de Mayonesa, Azúcar, sal y Mostaza que se encuentran en las cafeterías de los aeropuertos son de consumo limitado y exclusivo de los locales, no fache indiscriminadamente porque puede pasar una vergüenza.

6- Si usted es mulata, bonita y bendecida por la naturaleza con belleza singular tenga resguardo, recuerde que la "trata" no es solo de blancas.

7- Evite la chealdá. Si viaja a Europa del Este buscando nostálgicos ex socialistas parajes tenga en cuenta que homenajear en público a personajes como Stalin, Kruchov, Tito, Honecker, Lenin y otros está muy mal visto hoy día.

8- En el extranjero no existen productos como la raspadura, melcocha, yoghurt de soya, perro sin tripa o pan de gloria, extrañará las cagaleras. A los "cangrejitos" les llaman Croassant y la leche condensada todavía viene en lata.

9- Mucho cuidado con los estafadores. Si en Paris le quieren vender la torre Eiffel, no la compre por barata que esté, porque si bien su construcción fue posible gracias a un cubano (según Ecured), jamás ha estado en venta.

10- Aplica lo aprendido. Los miembros de las mafias Albanesa, Rumana, Rusa, Checa y/o Húngara ya no son "camaradas" y no acostumbran a hablar mal del gobierno revolucionario como la de Miami. Si te toca caer en un grupito de esta gente, reza o jinetéalos.

11- No sustraiga los bombillos de los baños para reponer el de la escalera del edificio que se fundió en el noventa, recuerde que no se permite embarcar con objetos peligrosos. Hablando de edificios, las torres gemelas no existen desde 2001, intente reconocer Nueva York por otra cosa.

12- Existen otros géneros musicales. Incorpórese a ellos, disfrute y acepte nuevas culturas. La timba y el reguetón no gozan de tanto éxito como podrá descubrir. No se deprima, conozca, abra la mente. A propósito de abrir la mente, el mejor helado no es el Coppelia.

13- La carne de res es verdadera, existe. Así como el chocolate, la leche evaporada, el "sponge rush", la mantequilla, la leche fría y el yoghurt de sabor. No se conocen las croquetas de harina vieja, las africanas derretidas ni los cicoticos vencidos. Desarraigarse gastronómicamente nunca está de más.

14- Chivatear es una práctica deleznable. A no ser que viaje a Korea del Norte, Irán o China; actúe de forma natural, en el resto del mundo no existen Comité de Defensa de la Revolución. 

15- Cuba no tiene mucha importancia. No se sienta mal si absolutamente nadie en su destino se interesa por Cuba y lo que ocurre en ella con los cubanos, el mundo es grande y en verdad, importamos un comino.